¿Sabés comprar de manera inteligente?

Los mejores consejos de tres especialistas para hacer una compra inteligente y conservar tu estilo

A todas nos encanta ir de shopping, pero ¿hacemos compras inteligentes? ¿Revisamos nuestro guardarropas antes de salir de compras o simplemente nos dejamos llevar por el instinto?

Saber cuáles son los colores que mejor van con nuestros tipo de piel. Conocer nuestro cuerpo y cuáles son las prendas que más nos favorecen. Conocernos a nosotras mismas y tener bien definido cuál es nuestro estilo.

Para saber más sobre este tema hablamos con tres asesoras de imagen que nos dieron algunas ideas y tips para tener en cuenta antes de salir de shopping, cómo hacer una compra inteligente y en qué debemos prestar atención para seleccionar prendas fieles a nuestro estilo.

Nos vamos de shopping

Antes de salir de compras, Carolina Aubele, Asesora de Imagen y creadora de Maison Aubele, sostiene que “primero hay que hacer orden de guardarropas y ver que necesitamos para usar más lo que ya tenemos”.

July Latorre, Asesora de Imagen y editora del magazine Construyendo Estilo, sugiere como primer paso ir compras a nuestro guardarropas. “Muchas mujeres compran cosas que ya tienen o que nunca usarán y eso es por la falta de investigación antes de comprar”.

Romina Barak: “Lo importante es salir con una lista, física o mental, para no caer en la tentación de comprar cosas que no necesitamos”

Y Romina Barak, Asesora de Imagen y publicista, nos recomienda hacer una lista para no dejar nada al azar y lograr tener un guardarropas funcional. “Lo importante es salir con una lista, física o mental, para no caer en la tentación de comprar cosas que no necesitamos, y sí concentrar nuestro tiempo y presupuesto en los básicos que le dan el marco a un buen guardarropa”.

¿Sabes comprar de manera inteligente?
La compra inteligente supone el autoconocimiento de nuestro propio estilo

¿Cómo comprar de forma inteligente?

Prendas básicas, de buena calidad y siendo conscientes de lo que compramos, son los tres puntos claves para Latorre. “Es decir, invertir. Las prendas que se usan mucho y se adaptan a mil conjuntos, se amortizan y esa es una buena compra. Una prenda que se usa de día, de noche, de manera casual o formal, es una excelente compra”.

July Latorre: “Las prendas que se usan mucho y se adaptan a mil conjuntos, se amortizan y esa es una buena compra”.

Y en la misma línea, Barak también hace hincapié en los básicos que no nos pueden faltar y deben estar alineados con nuestro espíritu y personalidad: “Un buen calzado, una buena cartera, una linda camisa, un pantalón sastrero, que, según con qué lo combinemos, puede ir para la oficina o para un look más relajado con una remera estampada. Un excelente jean, esos que te enamorar y no te querés sacar más. Un buen abrigo”.

Aubele va más allá del acto concreto de comprar y lo relaciona con la imagen. Para ella se resume en cinco palabras: “Invertir en imagen, no gastar”.

Comprar las prendas que solo vayan con mi estilo personal

Teniendo en cuenta los descuentos, la moda y las tendencias, nos preguntamos cómo hacer para no caer en la tentación de comprar prendas que tienen un precio atractivo y no van con nuestro estilo.

El famoso “espejito espejito” funciona para Romina Barak. Para ella hay que mirarse al espejo y preguntarse: “¿Esto tiene que ver conmigo? ¿La puedo combinar con prendas que hay en mi guardarropa? Si el indicador “precio” es lo único que resuena en la cabeza, es bastante probable que esa prenda no se use o si se usa no te haga feliz, y eso es lo que más debemos cuidar”.

Carolina Aubele: “Por más bajo que sea el precio, si no lo vas a usar, es carísimo y si ocupa lugar en el guardarropas innecesariamente, no sirve”

Mientras que la clave para Carolina Aubele está en saber cuál es nuestro estilo y el secreto radica en conocernos a nosotros mismo. “La persona que sabe cuál es su estilo y lo que la favorece- sobre todo si recibió un buen asesoramiento de imagen- va a comprar solamente lo que le queda bien por colorimetría, tipo de rostro, cuerpo, talla y estilo personal. La que sabe, comprende que por más bajo que sea el precio, si no lo vas a usar, es carísimo y si ocupa lugar en el guardarropas innecesariamente, no sirve”.

Julieta Latorre lo dice de manera simple y clara: “Probándose y viendo cómo nos queda. Eso nunca falla y si se puede pedir opinión a alguien objetivo mejor. Generalmente las compras impulsivas no se prueban porque si no nos quedan bien, al momento de probársela sale a la luz y ya no dan ganas de comprarla”.

Total
66
Compartilo

Suscribite al Newsletter